domingo, 3 de agosto de 2014

"El mensaje de la sangre" mi columna en revista OHLALA! a pura expansión femenina!

Encantada de que "LUNATICAS. La vuelta al mundo en 28 días" sea fuente de inspiración de la nota "Cómo nos pega el ciclo menstrual". 

Agradecidísima con Caro Birgin que se copó instantáneamente con el tema, y una gran emoción ver tomada como referente de las fases del sagrado ciclo menstrual femenino, mi conceptualización de los ESTADOS LUNARES: FLOR, NIDO, MAGIA y CUEVA.


 "Las mujeres somos cíclicas, esa es nuestra naturaleza básica, mes a mes nacemos crecemos y morimos para renacer transformadas, alquimia femenina. Registrar la conexión del ciclo menstrual ligado a las fases de la Luna me generó tal fascinación que sentí la necesidad de expandirlo. Comprender el mensaje de nuestra sangre y todo lo que tiene para enseñarnos es un viaje de autoconocimiento y ampliación de conciencia que nos permite integrarnos como mujeres completas. El ciclo menstrual es un proceso esencial, fuente de creatividad y sabiduría. Alinearnos con nuestra ciclicidad nos liga a la Tierra, compenetrándonos con su ritmo y fertilidad, honrando la vida.

Somos las mujeres las encargadas de hacer que la frecuencia del amor se expanda en este mundo. Es nuestra misión vernos, cuidarnos, respetar nuestra esencia que rompe formas viejas para evolucionar. Lo femenino abre espacio, contiene, acerca. Así nos vinculamos brindándonos esa fuerza, el sostén de la red que se teje cuando participamos en círculos de mujeres que se acompañan accediendo a la hermandad que potencia la energía femenina".

No hay comentarios:

Publicar un comentario